Pag. 3 *El Ultimo Encuentro (El Diario)*

Ulises separó su cuerpo lentamente de Danna y preguntó: -Hola Danna, ¿Cómo has estado?, -Esto es una locura, ¡Estoy frente a ti! y aún lo creo…

-Bien aquí nomas intentando sobrevivir en este mundo raro. Y tú ¿cuéntame que ha sido de ti?

-Pues te diré, he caminado como un vagabundo por aquí y por allá, pero veme otra ves como al principio, ¿crees en el destino?, -Preguntó Ulises.

-Ah! que bien, pues no mucho, lo mejor es que ya has vivido en todos lados y que me cuentas del amor, ya te casaste o dime que ha sido de tu vida amorosa?

-Pues mal, he roto una y muchas relaciones todas cortas, aun no encuentro la indicada y tu que tal seguramente ya te casaste o hasta comprometida estas, o ¿me equivoco?, -Le dijo Ulises.

Un suspiro soltó de su corazón y comenzó a llorar, el no entendía y la abrazo, ella accedió al abrazo y le dijo:

-Te acuerdas del día que quedamos de vernos en la central de camiones para huir de aquí y del mundo, explorar cosas que jamás habíamos hecho, bueno, pues no llegue y quizás fue el destino quien se encargó de separarnos…Ese día falleció mi madre, la única persona que en mi vida me había importado tanto como tú y por la que jure jamás separarme de ella, murió de un paro cardíaco, trate de localizarte pero me fue en vano, creí que era una señal para dejarte ir solo a explorar el mundo, ese día se fueron dos personas que llenaban mi mundo, por un lado mi madre y por otro lado tu, Sentía que moriría y mi mundo se venía sobre mis pies. Sé que es tarde todo esto que te digo pero hoy se que estas bien y que llegaría el día en el que nos volveríamos a ver, no se cuando, tal vez de ancianos, no lo sé, pero fue hoy…

-Oye que fuerte es todo esto, -Respondió Ulises esto, -No sé que decirte, creo que todo es confuso y mi corazón se rehúsa a creerte, perdón, pero yo intente comunicarme contigo por meses, con mensajes de voz, con cartas, mensajes, etc., yo no entendí por que jamas llegaste, pero esa no era una razón justa simplemente para dejarme, y mas aun era un lazo para estar ahí contigo, era cuando mas me necesitabas…

El tenia la razón, ella no soportaba aquellas palabras y el corazón le dolía como el día en que dejo esperando a Ulises, no había mas explicaciones ni  pretextos, para mentirle, aun así, ella estaba feliz de volverlo a ver, y Ulises aunque tenia el corazón en pedazos, sentía como este cobraba vida poco a poco al verla y al tocarle su cuerpo nuevamente.

Autor | Toodyk

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto:
search previous next tag category expand menu location phone mail time cart zoom edit close